Al parecer, no es ganar más dinero lo que motivaría a Bethesda Softworks a que alguna de sus sagas de videojuegos llegara al cine. De hecho prefieren que no suceda, a no ser que se den las condiciones que ellos buscan.

Así lo dejó ver Pete Hines, vicepresidente de la poseedora de franquicias como Fallout, Doom, Wolfenstein y The Evil Within. En entrevista para Finder, el directivo explicó: “Pienso que si Peter Jackson llegara a la oficina del director de juegos Todd Howard y dijera ‘Quiero hacer Elder Scrolls’, entonces habría una conversación seria que deberían escuchar. Pero pienso que Peter probablemente esté muy ocupado. Así que no nos veo buscando hacer películas pronto ”.

Hines añadió que no ha visto a nadie que tenga control total para hacer una adaptación fílmica de su videojuego. “O si se pudiera, ¿por qué no hacerla uno mismo? Por supuesto, el estudio fílmico y el escritor tendrían mucho que decir. Ellos tendrían su propia visión. Así que nos preguntarían todo el tiempo, pero vemos eso como distracción. Nosotros somos una compañía de videojuegos; hagamos lo que sabemos hacer”, concluyó.

Nos parecen razonables sus argumentos y la búsqueda de un buen director para llevar una saga tan fanulosa como Elder Scrolls al cine… pero también creemos que, hasta que no se estrene Assassin’s Creed, no podríamos asegurar que Ubisoft Motion Pictures no haya encontrado la fórmula correcta para llevar un videojuego al cine.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here